sábado, 26 de junio de 2010

Dr. Insólito: Retratando lo absurdo de la Guerra Fría.

Película: Dr. Insólito (En España ¿Teléfono rojo?, volamos hacia Moscú, en EUA Dr. Strangelove or: How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb, me gusta más Dr. Strangelove, 1964)
Director: Stanley Kubrick
Actores: Peter Sellers, George C. Scott, Sterling Hayden, Slim Pickens, Peter Bull.

Crítica: Una gran comedia, inteligente y en su tiempo polémica, la visión satírica del holocausto nuclear, donde Kubrick explota todo su cinismo.
La película cuenta como el General Jack D. Ripper, un oficial importante manda a todas sus tropas aéreas atacar la URSS, cuando sucede esto, el gobierno de los Estados Unidos tratara de todas maneras evitar dicho ataque, ya que el fin del mundo sucedería si cayera a la URSS una sola bomba atómica, esto por la llamada Maquina del Día del Juicio, entre los que buscarán la solución al problema es el Dr. Insólito (o Dr. Strangelove).
Kubrick dirige de gran manera (ya he dicho eso mucho últimamente ¿no?) esta película, utilizando poca acción en una película prácticamente bélica, y que ubica su historia en solo 3 lugares: Las oficinas del General Ripper, la sala de Guerra y en el avión comandado por uno de los subordinados de Ripper, sin embargo el argumento hace que los pocos lugares no flojeen la historia, en esta historia Kubrick vuelve a retar a ciertos sectores, en este caso al ejercito mofándose de la estúpida Guerra Fría.


En cuanto a actores, lo hacen sumamente bien, algo poco visto en una película, el que obviamente sobresale es Peter Sellers, interpretando a 3 papeles, pero muy bien caracterizados, al Capitán Lionel Mandrake, al Presidente de los EUA, y al Dr. Strangelove, los 3 papeles los hizo de maravilla, aunque el personaje de Dr. Strangelove es demasiado extraño que llega a perder credibilidad a la historia, el personaje de Sterling Hayden, el General Ripper, hace una gran actuación en la que cada vez se vuelve más loco, George C. Scott crea al hombre común y corriente, pero sin embargo da más gracia que los demás, ya que es el mediador entre la locura de Ripper y el Gobierno, los demás actores lo hacen muy bien. La música es la más simple de una película de Kubrick, aun contando la no muy notable música de Gerald Fried, pero no significa que sea mala, es que solo utiliza dos canciones: The Bomb Run, que después se convirtió en un clásico de la música bélica y que en la película solo se utilizo en las escenas del avión, y la gran canción del final: We'll Meet Again de Vera Lynn, que da un sentido seductor a las bombas atómicas. La dirección de fotografía es muy simple, no tiene muchos movimientos, realmente pocos, donde hay más es en las escenas del avión, lo mismo sucedió con los efectos, adrede, Kubrick quiso hacer unos efectos visuales muy regulares para dar más gracia a la película, pero sin embargo la escena en que cae la bomba atómica con el Mayor Kong, una escena impresionante y muchas veces parodiada, quizá el momento clave del filme, otro aspecto importante es la gran secuencia inicial de créditos, donde Kubrick con la música Try a Little Tenderness de Laurie Johnson hace un gran contraste entre la música tranquila y el descenso de un avión hacia la guerra, donde te das cuenta del cinismo que manifiesta Kubrick desde el inicio hasta el final. Narrativamente es muy buena y visualmente muy simple, pero porque así lo ameritaba el filme. Definitivamente tienen que ver esta que es quizá una de las mejores comedias de todos los tiempos.

Calificación:

3 comentarios:

Bruja dijo...

Sin duda alguna una excelsa película, 90 minutos de sátira bien lograda, con actuaciones extraordinarias, diálogos llenos de humor negro, fórmula bien utilizada y explotada por Kubrick.

Y a propósito del cine kubrickiano bélico, no podemos olvidar Paths of Glory, donde tambíen deja entrever, como bien mencionas y coincidimos muchos, la estupidez de la guerra.

Gerardo dijo...

¡Muchas gracias por tu comentario! Me alegra conocer que una fiel seguidora del blog también sea seguidora del Maestro Kubrick. En definitiva otro gran filme antibelicista (Tampoco te olvides de Cara de Guerra), en estos días pongo la crítica de Paths of Glory, o como se le conoce en México, Patrulla Infernal.

¡Saludos!

Bruja dijo...

Entonces tendre que apresurarme a escribir la critica de Paths of Glory en mi blog ja,ja, ja...
saludos desde el sur...